Desenterrando un posible crimen

En el barrio latino de Santa Ana, en el Condado de Orange (California), ningún vecino se imaginaba que una mañana despertaría alertado por la presencia de la policía de Los Ángeles. Cuando vieron a los efectivos acordonar la zona, en medio del desconcierto, los residentes salieron a las calles preocupados por su seguridad y por la de sus familias.

Este reportaje despeja algunas de las incógnitas surgidas aquel día de principios de 2013: Desenterrando un posible crimen.